¿Hasta dónde podrías llegar viajando con tu Tesla utilizando sólo supercargadores?

¿Hasta dónde podrías llegar viajando con tu Tesla utilizando sólo supercargadores?

Un Tesla no es sólo capaz de ir de una ciudad a otra, es capaz de cruzar media Europa. Eso sí, con un par de inconvenientes.

El principal problema de los coches eléctricos es su autonomía que, aunque siga mejorando año a año, no es comparable a los vehículos a gasolina, sobre todo porque un Tesla no reposta, carga. Y no hay un cargador cada pocos kilómetros ni se carga en cuestión de segundos. Por ello se instalan supercargadores.

¿Se podría realizar un viaje por Europa? ¿Y de costa a costa de Estados Unidos? El estigma del eléctrico es la “falta de libertad” que tiene el consumidor para ir dónde quiera, sin preocuparse de no encontrar un cargador antes de que la batería se agote.

Datagraver ha usado la localización de cada supercargador para crear un mapa interactivo donde cada uno de ellos tiene un radio de km derivado de la autonomía media de un vehículo Tesla. Se asume que la autonomía media es de 300 kilómetros, ya que en pruebas de circuito, Tesla dice que el Model S de 70 kWh tiene una autonomía de 376 kilómetros y el de 90kWh de 434 kilómetros. Las carreteras no son circuitos en condiciones óptimas, así que se emplea una medida conservadora. Para prevenir que un conductor de quede lejos de un supercargador hasta el punto de quedarse quieto en la carretera, se usa un radio de 150 kilómetros para que siempre se pueda dar la vuelta a tiempo. Pero como las carreteras no van en línea recta de un punto a otro, se ha reducido el radio a los 125 kilómetros.

Datagraver

Datagraver

Datagraver

Datagraver

Contrario a lo que muchos puedan pensar, ya es posible ir desde los Pirineos hasta Dinamarca usando única y exclusivamente los cargadores gratuitos de alta potencia de Tesla. También puedes recorrer la costa mediterránea hasta Zadar, Croacia, y sin ningún problema la costa Este y oeste de los Estados Unidos. Los supercargadores seguirán instalándose a ritmo acelerado y para la llegada del Tesla Model 3, Europa estará plagada de estas zonas de “repostaje”.

Datagraver

Datagraver

Pero hay dos problemas serios. El primero es diseñar la ruta con los supercargadores siempre en mente, cruzar media Europa se convierte en una serie de pasos previamente elaborados para no quedarnos sin autonomía perdidos de la mano de Dios. Has de diseñar un mapa previamente ayudado por las coordenadas que Tesla agrega en su página oficial. Tedioso y no apto para viajes exprés. La situación cambiará, y el propio coche te guía e indica los supercargadores cercanos en la pantalla que actúa como centro de mando del vehículo.

El segundo problema es el tiempo. No sólo has de recorrer más kilómetros para ir de supercargador en supercargador, sino que tendrás que hacer paradas cada 150km o 250km, siendo optimistas, durante el trayecto. Realizando cargas hasta el 80% de la batería, estaríamos invirtiendo 40 minutos extra en cada parada. En determinados casos puede ser un problema para el conductor, ya que son obligatorias y de larga duración. Cargar la batería hasta el 100% se va a los 75 minutos en el caso del Model S de mayor capacidad.

Tesla

Tesla

Hoy por hoy, los coches Tesla siguen siendo idóneos para la ciudad y ser cargados en el garaje cada noche. Los viajes largos ya son posibles, pero conllevan varios problemas que no están presentes en las alternativas de combustibles fósiles. En el futuro, si todo le sale bien a Tesla, la autonomía, velocidad de carga y número de estaciones de carga mejorarán y ya no tendrá sentido elaborar mapas.