Fear The Walking Dead 2×03: siempre puede ser peor

Fear The Walking Dead 2×03: siempre puede ser peor

Finalmente, algo pasa en esta serie. Demos gracias.

El tercer episodio de la segunda temporada de Fear The Walking Dead se acaba de ganar el premio al mejor capítulo de la serie hasta ahora, bastante cerca del final de la primera temporada, que si bien no es una obra maestra televisiva, ha sido bastante entretenido y mejor escrito que el resto de la serie. No tenían que esforzarse mucho tampoco, con que ocurrieran algunas cosas, y con introducir al menos un personaje interesante les bastaba, y lo han hecho.

Los primeros minutos nos muestran un pequeño grupo de supervivientes de un ¿avión o barco?, y en esos pocos segundos que tienen para brillar, lo hacen. No es mucho lo que sabemos, pero obviamente se trata de circunstancias extremas, personas en shock y dispuestas a todo para sobrevivir. No sabemos quienes son, ni de donde vienen, pero sentí más por esos cuatro náufragos en unos escasos minutos que por el cast original en nueve episodios.

Mucha más acción, pero un tanto agridulce

Fear the Walking Dead

Me causa un sabor agridulce que en esta historia para que los personajes se encuentren en una situación interesante tengan también que tomar decisiones completamente estúpidas. Travis yendo a bucear en la oscuridad de la noche en un mar infestado de muertos vivientes cuando pudo ir en la mañana, como terminó haciendo al final para resolver el problema. Al menos hubo un poquito de suspenso en esa escena.

Luego, el trío de adolescentes deciden finalmente hacer algo útil por la familia e ir a buscar recursos en la costa. Salazar se ofrece a “vigilarlos” para que mamá osa no se preocupe tanto y que sus bebés no tengan que ver cosas feas como cadáveres caminando o el colapso total de la humanidad. Dicha vigilancia es completamente inútil, pues ni pasan dos segundos y ya perdió de vista a uno de los niños, aplausos de pie para Daniel.

Nuevamente, Chris toma una decisión muy inteligente y se separa del grupo, al menos esto termina poniendo al muchacho en una situación bastante escalofriante al tener que matar a alguien que sí está vivo y ayudarlo terminando su miseria. Es una buena forma de completar el círculo, especialmente luego de la forma en la que murió su madre pidiendo misericordia en circunstancias similares. Este episodio solo confirma mis sospechas de que Chris es un psicópata en potencia.

Nick tiene una revelación

Fear the Walking Dead 2x03

Come at me bro!

La situación más tonta del episodio tiene a Nick mirando embelesado como los cangrejos se comen desde adentro a uno de los zombies, y de la forma más barata y patética posible, la tierra que pisa se derrumba haciéndolo caer al pozo de arena (inserte facepalm). Sin embargo, y a pesar de que nuevamente construyen la escena de forma bastante pobre, algo bueno sale de ella. Nick emerge glorioso del combate versus los zombies crustáceos, tristemente fuera de escena, y aparece en el momento justo para ayudar al equipo a escapar de la horda.

Lo mejor del episodio sin duda viene cuando nuestro adicto en recuperación se da cuenta de que estar bañado en sangre lo hace poco atractivo para la horda, no solo eso, sino que va tan lejos como hasta atreverse a respirar en la cara a un zombie. Grandiosas situaciones estúpidas inagotables. Al menos tenemos consistencia.

Finalmente, Alex. Aquella interesante mujer del inicio del episodio, que aparece corriendo por su vida delante de una horda termina cerrando el episodio con una declaración muy inocente: “esto es lo peor que será”. Querida amiga, siempre puede ser peor, y Strand cortando la soga que le ataba al bote, se lo demuestra. Nuevamente sola, en el medio del mar, con pocas opciones más que esperar la muerte. Esta serie necesita traer a ese personaje de regreso de alguna forma, como una especie de karma que los muerda a todos en la espalda cuando menos se lo esperen.

Fear the Walking Dead