La canción escrita por un niño que generó más de un millón de dólares

La canción escrita por un niño que generó más de un millón de dólares

La BSO de MASH (Suicide is Painless) oculta una curiosa historia: fue escrita por un niño de 14 años en cinco minutos y generó más de un millón de dólares.

¿Recuerda MASH? Esta famosa serie de televisión, película y novela estadounidense emitida por CBS durante la década de los setenta y los ochenta realizaba un intenso ejercicio de crítica hacia la Guerra de Vietnam, coetánea a la misma. Su éxito llevó a sus productores a rodar más de 250 episodios que se emitieron a lo largo de once temporadas durante más de diez años. La atracción fue tal que la emisión del episodio final fue vista por más de 100 millones de espectadores en los Estados Unidos, un record que ostentaron hasta 2010.

Bajo esta popular serie, película y novela, se esconde una curiosa historia que pocos aficionados conocen: la banda sonora de la película original (Suicide is Painless) fue creada en cinco minutos por un niño de catorce años. Se trata de Mike Altman, hijo del director de la película, quien, bajo la aprobación de su padre, escribió la letra de una de las canciones más populares de la época en solo cinco minutos.

Tal y como su padre describió en diversas entrevistas, la letra debía ser lo más absurda posible para poder encajar con el enfoque de la película sobre la que estaba trabajando. Por desgracia, no lograba escribir una letra que encajase con lo que buscaba, por lo que preguntó a su hijo Mike si podría tratar de escribir un borrador para el tema principal de la película. Cinco minutos más tarde, Suicide is Painless ya contaba con letra y con la aprobación del director.

Nadie pudo predecir tal éxito. Todos criticaban la letra antes de ser incluida en la películaEste tema evolucionó hasta convertirse en uno de los más populares de la época. Llegó a ser interpretado por más de treinta artistas diferentes, y copó los principales rankings del momento, alcanzando el primer lugar en el UK Singles Chart. En 2004, fue incluída en la lista AFI 100 years.

Nadie pudo predecir tal éxito; ni siquiera el staff más próximo a su padre, el director de la película. Todos realizaban críticas centradas en el título de la canción, en cómo encajaba con la película y en lo extremadamente absurda que resultaba. Pero, a pesar de ello, Suicide is Painless se convirtió en el tema principal de la película, lo que llevó a Mike Altman a recaudar más de un millón de dólares por haber escrito esa canción, casi quince veces la cifra obtenida por su padre por sus labores como director de la película MASH.